Jerónimo Jeromín, un clásico de Chamberí

A los habituales de Chamberí no les sonará de nuevas todo lo que aquí se diga del Mesón Jeromín, un clásico del Barrio, inmejorablemente situado en el Paseo del General Martínez Campos, junto al Teatro Amaya. Y es que los vecinos y trabajadores de la zona conocen su magnífico menú de mediodía, que sólo tiene una pega: hay que acercarse pronto a Jeromín si se quiere disponer de mesa, pues a partir de las dos de la tarde toca esperar.

La cocina de Jeromín tampoco sorprenderá a nadie: se trata de una cocina tradicional basada en la calidad de los productos, prestando una atención muy especial a chacinas ibéricas y quesos nacionales. Precisamente sobre esta base el Mesón Jeromín ha iniciado una nueva actividad o servicio para sus clientes de la zona: la comida a domicilio (o a la oficina, para ser más precisos). A la vista de las limitaciones de espacio los clientes pueden ponerse en contacto con el restaurante y encargar el almuerzo para recibirlo en la oficina, ahorrándose el desplazamiento y la eventual espera. Desgraciadamente todavía no está disponible el “menú del día en la oficina”, pero las opciones que ofrece Jeromín resultan atractivas, tanto por la elaboración como por el precio. Hoy en día no se puede apostar por nada, pero a primera vista este nuevo servicio de Mesón Jeromín apunta posibilidades de éxito, en la medida que acerca a las oficinas y a sus atareados ocupantes una cocina de calidad a un precio razonable.