Le Garage, cuatro en uno

En el local que ocupaba un decimonónico garaje de carruajes, en la zona más elegante y señorial de Madrid, se encuentra Le Garage, un restaurante, y algo más. Próximo a cumplir su primer año de funcionamiento, Le Garage se ha consolidado en el competitivo y dinámico panorama madrileño merced a un concepto que ofrece, en cuatro ambientes nítidamente diferenciados, una cocina de marcada influencia oriental. La decoración en Le Garage no es cuestión secundaria y se ha prestado a este aspecto especial atención: moderna y de corte industrial, sorprende con una inteligente y llamativa utilización de la iluminación y los colores,

Al entrar en Le Garage el cliente se encuentra un espectacular bar de copas con una gran barra en la que disfrutar de una carta en la que figuran 40 cócteles diferentes, entre clásicos y “de nueva generación”. Además se pueden degustar las especialidades de la cocina de manera informal. A continuación se encuentra el Sushi Bar, en el que reina el sushi man preparando ante los clientes una amplia variedad de sushi y sashimi. Continuando el periplo se llega a la zona de las “mesas del chef”, un espacio insólito en el que el jefe de cocina prepara los platos en el momento, desde la espectacular cocina instalada en medio de la sala. Para termina, el Salón de Cristal, concebido como un espacio íntimo en el que celebrar ocasiones muy especiales.

Esta breve descripción de los distintos ambientes que ofrece Le Garage explica lo dicho más arriba, porque efectivamente se trata de algo más que un restaurante, es un centro de ocio exclusivo, chic y elegante, en el que el espíritu hedonista de sus asiduos recibe cumplida satisfacción.