Bastante desagradable

Horrorosa la iluminación hasta hacerse desagrdable, el sushi y los makis malos de solemnidad, la sopa, fría y los noodles pasados, un montón de orientales despistados y de mala leche, la cinta que debería llevar los platos se atasca, los precios caros para lo que se come, y como yo no quería ir no me quedó más remedio que soltar el “yo lo avisé” con lo que la compaña me miró con caras de perro pero no pudieron decir nada. Mejor el mcdonald´s que está al lado

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *